SIDEBAR
»
S
I
D
E
B
A
R
«
Reflexiones Navideñas
Diciembre 28th, 2016 by tatianaschneider

Si recorremos el Calendario del alma de Rudolf Steiner, semana a semana, ejercitando en cada una de ellas la observación  de la Naturaleza y las respuestas de nuestra alma, iremos avanzando en la percepción de la concordancia que se relaciona profundamente con la sensación crística del alma humana con el alma de Cristo, el Mesías, el Consolamentum expandida sobre la faz de la Tierra en sus múltiples variedades y variaciones como el Edén terrenal que nos da el aliento divino de la existencia,
Fred Poeppig al venir hacia la Agentina,al tener claro que el Calendario del Alma fue escrito en 1913 para el hemisferio Norte, preguntó a Steiner ¿Cómo realizar la ejercitación semanal y a la vez diaria?, la respuesta fue clara y así la define en sus memorias, quién fuese Euritmista en el Goetheanum en la época de la Asamblea de Navidad, posteriormente maestro Waldorf y escritor de  renombre. Simplemente respondió Steiner : Inviértalo. La palabra clave.
Un ejemplo de esa inversión relacionada con los ejercicios para las estaciones del hemisferio Norte para Invierno y Navidad:

INVIERNO  Trigésimo séptimasemana L’

Llevar luz espiritual a la noche cósmica invernal,
aspira dichoso  el impulso de mi corazón
para que lucientes gérmenes del alma
en los origenes cósmicos se arraiguen,
la palabra de Dios en la oscuridal sensorial.
 resuene, glorificando todo existir.

Sensación anímica de la Navidad

Siento como liberado del hechizo.
al Niño del Espíritu en el seno del alma
El ha, con claridad del corazón,
procreado en verbo sagrado del mundo.
el fruto celestial de la esperanza,
que jubilosamente crece en las lejanías del mundo
desde el fondo divino de mi ser.

VERANO Undécima semana L’

Está en tí, en esta hora estival
reconocer el sabio mensaje
Entregado a la belleza del mundo
sintiendo con plenitud tu vivir:
perderse puede el yo del hombre
y encontrarse en el yo del mundo,

Sensación anímica de San Juan

El esplendor de la belleza del mundo
me obliga desde las profundidades el alma
A desatar fuerzas divinas de mi propia vida
al vuelo universal:
Dejarme a mí mismo,
confiándo, sólo buscándome
en la luz del mundo y en el calor del mundo. 

Tomar los ejercicios con seriedad meditativa en sus onbervaciones anímicas da fuerza para el ejercico de la resistencia cotidiana y a su vez abre una hermosa veta de apreciar más y más la actualidad de Cristo como Señor de la Tierra, desde la caída de su sangre divina sobre la Madre Tierra, expresión actual de su cuerpo celeste descendido del Sol a la Tierra para hecerse ¡hombre! para  comprender al hombre en vida y muerte. Tomando la Tierra como su cuerpo celeste divino., capaz de ser comtemplado por el Cosmos  entero como una luminosa estrella.

La Loma en Nochebuena  2016
Tatiana Schneider


Leave a Reply

http://padreswaldorf.com.ar/2016/12/28/reflexiones-navidenas/You must be logged in to post a comment.

SIDEBAR
»
S
I
D
E
B
A
R
«
»  Substance:WordPress   »  Style:Ahren Ahimsa